Ideas para que apliques la gamificación en el aula

Aplicar la gamificación en el ámbito de la educación consiste en utilizar una actividad lúdica para aprender o llevar al aula la organización y las reglas de un juego, con el objetivo de implicar a los alumnos y ofrecerles una forma diferente de aprendizaje.

Para ello, se recompensa la realización de ciertas tareas establecidas con puntos, niveles o rankings, fomentando el esfuerzo, la autoafirmación y la colaboración. Te explicamos las ventajas de esta estrategia didáctica y te damos algunos recursos e ideas para que te animes a aplicarla el próximo año.

VENTAJAS DE UN APRENDIZAJE ACTIVO

Las ventajas de aprender de manera práctica, compartida y lúdica son múltiples, tanto desde el punto de vista educativo como personal y social. El juego educativo:

  • Trabaja la toma decisiones, la habilidad para solucionar problemas y la creatividad.
  • Mejora la capacidad de cooperar y el respeto a los demás.
  • Fomenta la motivación y despierta el interés por el estudio y el aprendizaje.
  • Afianza conocimientos.
  • Puede proponer roles o situaciones reales por lo que prepara para la vida.

IDEAS PARA GAMIFICAR LA CLASE

Puedes gamificar tu aula de maneras muy diferentes, con videojuegos, webs o apps, y aplicando la gamificación al proceso completo de aprendizaje o solo como modo de evaluación.

  1. 1. Usa juegos de entretenimiento para aprender. Puedes utilizar juegos o videojuegos que en principio solo están pensados para divertirse, y convertirlos en fuente de aprendizaje con un poco de imaginación:
    – Angry Birds para explicar Física
    – Minecraft para casi todas las asignaturas; por ejemplo, para aprender fracciones. Incluso se ha creado un mod del juego específico para educación.
    – SimCity para trabajar Conocimiento del medio o Ciencias sociales. Sus creadores han desarrollado una versión especialmente pensada para profesores que utilizan el juego en clase.
    – Lure of the Labyrinth para pensar con lógica y practicar Matemáticas.
  2. 2. Utiliza aplicaciones o juegos educativos. Están especialmente diseñados para aprender una o más asignaturas o temas y ofrecen recompensas cuando se consiguen avances. Algunos ejemplos son:
    – Duolingo o Busuu para practicar idiomas.
    – Sistemas de tareas y puntuaciones o premios como ClassCraftClass Dojo y OpenBadges, que pueden valorar tanto el aprendizaje como el buen comportamiento.
    – Kahoot, para hacer preguntas e interactuar con los alumnos.
    – Juegos como los de VedoqueToporopa o Cyberkidz. También puedes crear tus propios juegos con aplicaciones como CerebritiSploder o Zondle.
    – Testeando, para evaluar lo aprendido a través de tests tipo ¿Quién quiere ser millonario
  3. Congreso: http://fundacioncemar.org/evento/pxxi-uruguay-pedagogia-para-las-escuelas-del-manana/

Fuente: aulaplaneta.com

Deje un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.